Menu
18/11/2019
A+ A A-

Subsidiaridad y Solidaridad

Índice del artículo

GLOBALIZACIÓN Y SOLIDARIDAD

San Juan Pablo II dice que la globalización es el signo de nuestros tiempos. El dice que hay que humanizar la globalización. En la globalización hay aspectos negativos y aspectos positivos.

Aspectos negativos:

  1. Valor absoluto de la economía por encima de valor de la persona humana.
  2. Desempleo.
  3. Disminución y deterioro de ciertos  servicios públicos.
  4. Destrucción del ambiente y la naturaleza.
  5. Aumento en las diferencias entre países ricos y pobres.
  6. Competencia injusta con los países pobres.

Aspectos positivos:

  1. Fortalece el proceso de unidad de los pueblos y realiza mejores servicios a la familia humana
  2. San Juan Pablo II añade que el bien común mundial exige una solidaridad sin fronteras.
  3. San Juan Pablo II dice que la globalización es el signo de nuestros tiempos. El dice que hay que humanizar la globalización. En la globalización hay aspectos negativos y aspectos positivos.

De acuerdo a la Doctrina Social de la Iglesia se entiende por principio de solidaridad la consideración del conjunto de aspectos  que relacionan o unen a las personas; la colaboración y ayuda mutua que ese conjunto de relaciones promueve y alienta.  Al parecer el primero en usarla como un principio fue el papa Pio XII en su radio-mensaje “Levate Capitadel.”   (1952)

En su encíclica Sollicitado rei Socialis (1987) el Para San Juan Pablo II plantea mas a fondo la noción y el alcance del principio de solidaridad; nos dice que la base de la solidaridad es la justicia y que su fruto es el desarrollo humano integral. Y continua…

“ …es así que este mundo dividido y perturbado por toda clase de conflictos, aumenta la convicción de una radical interdependencia, y por consiguiente, una solidaridad necesaria, que la asuma y traduzca en el plano moral. Hoy, quizás más que nunca, los hombres se dan cuenta de tener un destino común que construir juntos, si se quiere evitar la catástrofe para todos […] El bien, al cual estamos llamados, y la felicidad a la que aspiramos no se obtienen sin el esfuerzo y el empeño de todos, sin excepción; con la consiguiente renuncia al propio egoísmo.”  (# 26)

También dice que el siglo XXI debe ser el siglo de la Solidaridad.

La solidaridad nos mueve a tomar consciencia de las dificultades de los demás, especialmente en nuestra comunidad inmediata.  El papa Francisco nos dice (durante su visita a Quito en el 2015) que: “si vemos en el otro a un hermano, nadie puede quedar excluido, nadie puede quedar apartado.” 

También nos dijo en ese mismo pronunciamiento que: “la solidaridad no consiste solamente en dar al necesitado, sino en ser responsables los unos por los otros.”

En nuestra sociedad local existen áreas en las que debemos mostrar nuestro sentido cristiano de solidaridad:

  1. Indocumentados
  2. Adicción a las drogas
  3. Desigualdades sociales
  4. Falta de vivencia de la fe
  5. Salarios Bajos
  6. Explotación de los trabajadores
  7. Pobreza
  8. Esclavitud Sexual
  9. Falta de Educación Cristiana
  10. Crisis familiar
  11. Abuso Domestico
  12. Vivienda
  13. Educación
Inmigrantes

En su homilía del domingo 14 de enero del 2018, el papa Francisco, en la Jornada Mundial del Emigrante y del refugiado, nos dice:

Cada forastero que llama a nuestra puerta es una ocasión de encuentro con Jesucristo, que se identifica con el extranjero acogido o rechazado en cualquier época de la historia. Y para el forastero, emigrante, el refugiado, el prófugo y el solicitante de asilo, todas las puertas de la nueva tierra son también una oportunidad de encuentro con Jesús. Su invitación ‘venid y veréis’ se dirige hoy a todos nosotros, a las comunidades locales y a quienes acaban de llegar. Es una invitación a superar nuestros miedos para poder salir al encuentro del otro, para acogerlo, conocerlo y reconocerlo.”

Según la cifras del Censo del 2015, 43.3 millones de inmigrantes viven en Estados Unidos y tienen mas de 40 millones de hijos nacidos en el país. Esto representa el 25% de la población de los EEUU. Ellos aportan 13 mil millones a la economía; contribuyeron 105 mil millones en impuestos locales; 204 mil millones en impuestos federales; tienen 927 mil en poder adquisitivo.   Aunque los inmigrantes pagan impuestos, no tienen derecho a recibir Seguro Social.

                                                            Miami Herald, 21 de enero 2018

Vivienda:

  • En Miami, el 68% rentan sus viviendas      – en Hialeah, el 55%
  • En la Pequeña Habana, el ingreso promedio es $ 21,099 al año. Debieran pagar $ 530 mensuales. por sus viviendas;  pero pagan $ 1,400 al mes.

Pobreza:

  • El 20% de la población de Miami es pobre. Ganan $ 8,829.00 al año.

Educación:

  • El 32.1% de la población no ha terminado la Escuela Secundaria.
  • Solamente el 32.5% de la población tiene licenciatura o equivalencia.
  • El 31% posee algún estudio universitario.
  • El 13.4% posee títulos de post grado.

                                - Datos tomados del documento Proyecto Caribe